Diabetes, un peligro menopáusico

Los cambios hormonales en la menopausia causan aumento de peso y redistribución de la grasa visceral, lo que eleva el riesgo de padecer diabetes, señala Alfredo Servín, coordinador de la Clínica de Atención Integral al Paciente con Diabetes y Obesidad del Hospital General de México.

¿Resequedad en la piel? puede ser síntoma de diabetes: IMSS

La diabetes es una enfermedad en la que los niveles de azúcar de la sangre están muy altos. La insulina es una hormona que ayuda a que la glucosa (azúcar) entre a las células para suministrarles energía. En la diabetes tipo I, el cuerpo no produce insulina. En la diabetes tipo II, el cuerpo no produce o no usa la insulina adecuadamente. Por lo que sin suficiente insulina, la glucosa permanece en la sangre.

Al no emplear la insulina adecuada propicia bajones de glucosa en el paciente diabético

Los especialistas en la salud humana denominan hipoglucemia al “bajón” de glucosa en el paciente con diabetes cuando llega a 70 miligramos por decilitros en sangre, lo cual puede comprometer mucho su salud. La ocurrencia de episodios de este tipo afecta la calidad de vida de quien los experimenta e incide en que no haya un buen apego al tratamiento.

Las tecnologías y productos que le facilitan la vida al diabético

 

La vida para un diabético dependiente de insulina no es fácil. Además de cuidar su dieta y hacer ejercicio, requiere de numerosos pinchazos diarios, tanto para inyectar la hormona que el páncreas ya no produce, como para monitorear los niveles de azúcar que tiene en su sangre.