Infusión de hojas de mango para tratar la diabetes de manera natural

Pin It

Para controlar la diabetes, además de tener asistencia médica, se debe mantener un estilo de vida saludable

El mango es una fruta que se encuentra en la zona intertropical. Es originario del continente asiático, sin embargo, también se siembra en otros lugares como América Latina. Originalmente se ha consumido solo la fruta, que es rica en vitaminas y minerales. No obstante, de acuerdo con Mejor con Salud, otras partes como las hojas tienen beneficios a destacar.

Las hojas del mango contienen diversos nutrientes y bioactivos que pueden resultar beneficiosos para la salud. El portal reseña que entre los múltiples beneficios, las hojas de mango ayudan a combatir ciertas enfermedades o malestares, entre ellas la diabetes.

Cabe recordar que la diabetes es una enfermedad en la que los niveles de glucosa (azúcar) de la sangre están muy altos, de acuerdo con Medline Plus, portal web de la Biblioteca Nacional de Medicina de Estados Unidos.

Por tal razón, para saber si una persona es diabética esta debe tener algunos síntomas y adicional sus niveles de glucosa deben estar elevados. Para saberlo, lo recomendable es que la glucemia se mida al levantarse por la mañana y antes del desayuno, y se considera normal si los niveles de glucosa se sitúan entre los 70 y 100 mg/dl en ayunas y en menos de 140 mg/dl dos horas después de cada comida, de acuerdo con el Grupo Sanitas de España.

Cabe señalar que las hojas de mango pueden ayudar a complementar el tratamiento contra la diabetes, no obstante, por sí solo no cura la enfermedad. Es preciso recalcar que los pacientes que padecen la enfermedad deben mantener unos buenos hábitos de vida.

De acuerdo con el estudio Antidiabetic Potential of Mangifera indica L. cv. Anwar Ratol Leaves: Medicinal Application of Food Wastes, menciona que el extracto de dicha hoja puede ser útil para controlar la diabetes y sus complicaciones.

La infusión de hojas de mango también ayudaría a tratar la hiperglucemia, claramente dentro de un estilo de vida saludable y bajo supervisión médica.

¿Cómo preparar la infusión?

Ingredientes

  • 4 hojas de mango tiernas.
  • 4 tazas de agua (1 litro).

Preparación

  • En una olla poner agua a hervir.
  • Incorporar las hojas de mango y se dejan cocer durante cinco minutos.
  • Se apaga el fuego, se cuela la infusión y se deja enfriar un poco.

La infusión se puede beber durante lo largo del día, no obstante, no se debería dejar pasar del día de preparación, pues podría perder sus propiedades. Se recomienda consultar un experto antes iniciar a tomar la infusión.

Otros beneficios del mango

Fue catalogado como uno de los superalimentos, según el evento de expertos Nutrition 2021 Live Online, pues es una fruta con una alta riqueza de vitaminas. Un solo mango aporta la cantidad diaria necesaria de vitamina A que debe tener el cuerpo.

Así mismo, la cáscara del mango también posee la dosis recomendada de vitamina C diaria que debe tener el cuerpo, lo que permite que se afloren los efectos antioxidantes que previenen el envejecimiento. Para utilizarla con este propósito, el portal GastroLab, explica que se debe:

  • Sacar la cáscara del mago y ponerla a secar.
  • Moler la cáscara y mezclarla con yogur.
  • Aplicar en las áreas afectadas.
  • Retirar con agua.

Además de lo mencionado anteriormente, el mango, junto con su cáscara, también ayuda a:

Prevenir enfermedades cardíacas: el portal experto Cardioteca señala que la ingesta de mango ayuda a reducir la grasa corporal y a controlar la cantidad de azúcar en la sangre. Además, es una fruta rica en carotenos, antioxidantes que combaten los radicales que afectan al corazón.

Mejorar la digestión: debido a su alto contenido en fibra, el mango ayuda a mantener limpio el colon, lo cual permite al órgano trabajar óptimamente. Por otro lado, los expertos señalan que esta fruta contiene unas enzimas digestivas que descomponen proteínas y mejoran la digestión.

Ayudar a perder peso: el mango tiene una carga de calorías mínima, lo que ayuda a saciar el hambre y a controlar el peso. Cien gramos de esta fruta solo aportan 59 kilocalorías, un porcentaje bajo si se tiene en cuenta que la dieta ligera de un adulto sedentario debe tener al menos 2.000 kilocalorías al día.

Fuente: semana.com

Pin It

Quien está en línea

Hay 198 invitados y ningún miembro en línea

Twitter

vivecondibetes

Facebook

vivecondibetes

La glucosa a la baja, tan peligrosa como a la alta