Dieta vegetariana contra el dolor por diabetes

Pin It

Un nuevo estudio sugiere que una dieta vegana reducida en grasas permitiría aliviar el dolor físico vinculado a la diabetes tipo 2. “La investigación brinda una luz de esperanza en una enfermedad sin otros buenos tratamientos“, señaló el doctor Neal Barnard, presidente de la Comisión de Médicos por una Medicina Responsable de Estados Unidos, organización no gubernamental que promueve la dieta vegetariana, la medicina preventiva y alternativas a la investigación con animales.

El trabajo publicado en la revista Nutrition and Diabetes afirma que la mayor parte de las personas con diabetes tipo 2 desarrollará neuropatía periférica diabética. Ésta ocasiona dolor, ardor y entumecimiento de las extremidades. “Un paciente se puede sentir muy mal y deprimirse porque no existen buenos tratamientos y el problema es cada vez peor“, agregó Barnard, quien también es académico de la Facultad de Medicina de la Universidad George Washington.

“Al dejar de lado los alimentos de origen animal y grasosos, mejora la salud y el dolor disminuye hasta, quizás, desaparecer“, enfatizó. La diabetes tipo 2 es la forma más común de la enfermedad y normalmente está asociada con la obesidad. Las células del páncreas no producen cantidades suficientes de insulina o la hormona producida no es capaz de mantener los niveles normales de glucosa en sangre. La insulina ayuda a las células a que reciban el azúcar que se encuentra circulante en el torrente sanguíneo para aprovecharla como energía.

La enfermedad podría interferir con el sistema nervioso, inhibiendo la transmisión de las señales de dolor, roce y temperatura al cerebro. Los anticonvulsivantes y los antidepresivos facilitan la reducción del dolor en algunos pacientes, pero con efectos secundarios desagradables.

El estudio involucró a 35 adultos con diabetes tipo 2 y neuropatía diabética que fueron divididos en dos grupos. En el primero, 17 comenzaron una dieta vegana reducida en grasas y tomaron suplementos de vitamina B12 durante 20 semanas, con clases de apoyo semanales. En el segundo, los 18 restantes tomaron suplementos de vitamina B12 sin que modificaran su alimentación.

La dieta vegana estuvo compuesta de verduras, frutas, granos y legumbres. La mayoría de los participantes del grupo que llevó este plan alimenticio evitó los productos de origen animal, y la mitad siguió dietas reducidas en grasas. Después de 20 semanas, los participantes tratados con la dieta vegana redujeron su peso en aprox. 7 kg, y el grupo control en 0.5 kg.

Otros factores, como la presión, mejoraron con la dieta vegetariana al ser comparados con los del grupo control; además de que disminuyó significativamente su dolor. Una evaluación de los nervios de los pies también demostró que la dieta vegana pudo influir en el retraso o suspensión del deterioro de la función nerviosa.

El equipo encontró indicios de mejoría de la calidad de vida general en el grupo tratado con la dieta vegana, en comparación con el grupo control, aunque la diferencia podría atribuirse al azar. Los autores comentan que se requieren más estudios y con una muestra mayor para demostrar que la dieta vegana alivia el dolor asociado con la diabetes tipo 2.

Fuente: Scientific American

Pin It