Té de romero: así se puede tomar para ayudar a controlar la diabetes

Pin It

Esta bebida no reemplaza un tratamiento médico

La diabetes es una enfermedad crónica en la que los niveles de glucosa son muy elevados. Dependiendo del tipo de diabetes que se tenga el tratamiento médico puede variar. En la tipo 1, la persona debe inyectarse insulina porque el cuerpo no la produce. En la tipo 2 el profesional de la salud puede recetar otros medicamentos y en la gestacional, cambios en la alimentación o medicamentos.

Para evitar complicaciones de salud es importante tener un estilo de vida saludable. “Las decisiones que tome sobre su estilo de vida a menudo pueden ayudarlo a manejar los niveles de azúcar en la sangre. Tener una alimentación saludable con muchas frutas y verduras, mantener un peso saludable y hacer ejercicio con regularidad puede ayudar”, explican los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades.

Algunas personas recurren a remedios caseros para complementar el tratamiento de la diabetes. Cabe aclarar que se debe consultar con un médico antes de consumirlos. Por ejemplo, según explica el sitio web especializado en salud Tua Saúde, el té de romero es una bebida que también puede ayudar a mantener la diabetes regulada. Esto se debe a que puede disminuir los niveles elevados de glucosa e incrementar la insulina.

Es importante tener en cuenta que el consumo de esta bebida realizarse bajo supervisión de un profesional y no reemplaza un tratamiento médico. Asimismo, se debe “tener algún cuidado, pues puede interactuar con algunos tipos de medicamento, siendo recomendado que antes de tomarlo se consulte al médico tratante, para saber si puede o no interactuar con algún tratamiento que la persona se encuentre realizando”, resalta el sitio web.

Diabetes

La diabetes es una enfermedad crónica que se desarrolla cuando el páncreas no secreta la cantidad suficiente de insulina o cuando el cuerpo no la utiliza correctamente. Esta hormona es la encargada de regular la sangre en el torrente sanguíneo.

Existen tres tipos de diabetes:

Diabetes tipo 1: este tipo de diabetes es la menos común. Se puede presentar en cualquier edad, pero la suelen padecer, por lo general, niños, adolescentes o adultos jóvenes. Se caracteriza por una producción deficiente de insulina, el cuerpo no produce o produce en cantidades mínimas. Para esta diabetes se requiere de inyecciones diarias de insulina (la hormona que transporta la glucosa). Aún no se conoce la causa médica de esta enfermedad y tampoco se puede prevenir, debido al poco conocimiento que se tiene sobre ella. Algunos de los síntomas de este tipo de diabetes es hambre constante, pérdida de peso, trastornos de la visión, excreción excesiva de la orina y fatiga.

Diabetes tipo 2: este tipo de diabetes es el más común. Por lo general, se presenta en la edad adulta (sobrepeso), sin embargo, en la actualidad se presenta cada vez más en los niños. En esta enfermedad el cuerpo es resistente a la insulina y no usa como debería. Aunque se diagnostica en adultos con obesidad, no todas las personas con diabetes tipo 2 son obesas. Esta enfermedad tiene síntomas similares a los de la diabetes tipo 1, pero se presentan de forma silenciosa. En algunos casos, las personas no saben que tienen diabetes de este tipo y se les diagnostica mucho tiempo después, lo que aumenta los riesgos y las complicaciones en el organismo.

Diabetes gestacional: este tipo de diabetes aparece en el embarazo. Esta enfermedad aumenta el riesgo de que se presenten complicaciones en parto. Al mismo tiempo de que la madre y el hijo presenten diabetes de tipo 2 en un futuro.

Síntomas de diabetes

  • Orinar de forma frecuente y varias veces al día.
  • Tener mucha sed.
  • Tener hambre constantemente.
  • Perder peso sin razón alguna.
  • Fatiga.
  • Problemas de visión o visión borrosa.

Fuente: semana.com

Pin It

Quien está en línea

Hay 886 invitados y ningún miembro en línea

Twitter

vivecondibetes

Facebook

vivecondibetes

La glucosa a la baja, tan peligrosa como a la alta