El sustituto del azúcar que puede reducir la diabetes

Pin It

Ha quedado demostrado que el azúcar y cada uno de sus sustitutos puede generar el surgimiento de la diabetes tipo 2, conllevando a que las personas que consumen esta tengan un mayor riesgo de padecer esta enfermedad. No obstante, nuevas investigaciones establecen que un sustituto del azúcar no necesariamente repercutirá sobre la aparición de la diabetes en personas sanas.

¿Por qué es tan peligrosa el azúcar para la salud?

El azúcar se caracteriza por ser uno de los componentes con mayor peligrosidad que pueden existir para la salud de las personas, una situación que ha prendido las alarmas en la sociedad por los efectos devastadores que originan su consumo en exceso. Por esta razón, una ingesta prolongada puede ser letal, ya que pueden surgir enfermedades degenerativas como es el caso de la diabetes, la obesidad, distorsiones al sistema renal y hepático, problemas cardiovasculares, padecimientos cognitivos y determinados tipos de cáncer.

El combate contra el prolongado consumo de azúcar es arduo, esto si se tiene en consideración que esta suele conseguirse en toda clase de presentaciones y formas; así mismo, en los alimentos más impensados. Por lo general, es un ingrediente ampliamente usado en ámbito alimenticio y en determinadas ocasiones va a estar escondida  en algunos productos.

Sacarina: Implicación positiva o negativa sobre el azúcar

La sacarina es conocida por ser un aditivo edulcorante artificial, cuya particularidad más destacada es que no contendrá calorías. Su descubrimiento se realizó en 1879 y tiene la particularidad de ser entre 300 y 500 veces más dulce que la sacarosa. Por otro lado, es muy común encontrarla en alimentos y bebidas de diversos tipos.

La sacarina tranquilamente puede ser soluble en agua y tiende a estar muy estable, con lo cual puede ser empleada en la coacción y horneada sin problemas, ya que sus propiedades no se verán distorsionadas. Se destaca porque puede ser absorbida de manera lenta, aunque el organismo no tendrá la capacidad de metabolizarla y la expulsa de forma intacta hacia la orina, conllevando a que sea muy beneficiosa para personas que sufren de diabetes.

Un edulcorante aprobado por la FDA

Teniendo en cuenta un estudio que fue confeccionado y pagado por los Institutos Nacionales de Salud y el  Instituto Nacional de Alimentación y Agricultura, exponen que la sacarina es considerada como uno de los ocho edulcorantes artificiales que son aprobados sin ningún problema por la FDA.

Sustituto del azúcar: ¿Incide en la aparición de la diabetes?

Considerando un novedoso estudio publicado por la revista Microbiome, cuya elaboración fue llevada a cabo por investigadores adscritos al Centro Médico Wexner de la Universidad Estatal de Ohio y la Facultad de Medicina de la Universidad Estatal de Ohio, señala que la sacarina es uno de los edulcorantes artificiales que ya no deben causar preocupación a la hora de prevenir la diabetes. Cabe destacar, si alguna vez en tu vida has insertado Sweet n ‘Low en su taza de café, estarás probando una sustancia súper dulce jamás comparable.

Gracias al aumento en la utilización de edulcorantes no calóricos artificiales (ANC), de aquellos alcoholes cuya azúcar es inmensa por las grandes dosis de ceto-amigable o por el uso de algunos productos alimenticios totalmente libres de azucares y bebidas, el estudio de manera contundente a criticado la seguridad proporcionada por los edulcorantes alternativos.

¿Qué sucede con la sacarina?

Diversos estudios epidemiológicos e investigaciones de intervención, han demostrado la presencia de distintas correlaciones positivas en referencia al consumo de NCAS y la peligrosidad de contraer diabetes tipo 2. Además, pudo constatarse la aparición de resultados adversos.

Durante la realización del estudio, todos los investigadores solicitaron a 46 adultos saludables entre los 18 a 45 años y con índices de masa corporal de unos 25, que ingirieran una de tres capsulas diariamente a lo largo de unas dos semanas. En este sentido, los participantes consumieron la cantidad diaria estipulada de sacarina, lactisol, sacarina con lactisol y un placebo.

¿Es beneficiosa la ingesta de esta azúcar?

El estudio cuyo investigador principal fue George Kyriazis, aseguro con propiedad: “No encontramos efectos de la suplementación con sacarina sobre la regulación de la glucosa ni cambios en la microbiota intestinal de los participantes”.

Una de las cosas más importantes a tener en cuenta, es que la ingesta de sacarina que se usó para el estudio descrito, resulto estar por encima del consumo promedio de las personas más ávidas de sacarina en los Estados Unidos.

No hay motivos para preocuparse

En líneas generales, la cantidad diaria de sacarina máxima empleada es de unos 400 miligramos, siendo una cifra mucho mayor que la consumida de manera regular, puesto que este edulcorante artificial es relativamente más dulce que el azúcar que se usa de forma cotidiana en la mesa.

En síntesis, los adultos saludables que consumen alimentos o ingieren bebidas endulzadas con sacarina en algunas oportunidades, no tendrán motivo para preocuparse del todo por los efectos secundarios que pueden desencadenarse a futuro.

Fuente: merca2.es

Pin It