Células modificadas para diabéticos que podrían acabar con las inyecciones

Pin It

Una investigación de científicos norteamericanos podría acabar con la dependencia de los diabéticos respecto a la insulina inyectada gracias al trasplante de células beta del páncreas modificadas que son capaces de duplicar o triplicar la producción de insulina gracias a la luz.

Investigadores de la Universidad de Tufts (Estados Unidos) han trasplantado células beta del páncreas, modificadas genéticamente, en ratones diabéticos y han logrado que estas células dupliquen e incluso tripliquen la generación de insulina al exponerlas a la luz.

Este estudio, publicado en 'ACS Synthetic Biology' y citado por Phys.org, puede ser un primer paso para controlar los niveles de glucosa en los humanos sin la necesidad de intervención farmacológica y evitando las molestas inyecciones que, hasta la fecha, son el método más común para introducir insulina en el organismo para los diabéticos.

Dependencia farmacológica

En la diabetes tipo 2, la forma más común de diabetes, las células del cuerpo no responden de manera correcta a la insulina y, como consecuencia, la glucosa en circulación puede llegar a ser peligrosamente alta (hiperglucemia) mientras que el páncreas no puede producir suficiente insulina para compensarlo. En la diabetes tipo 1, las células beta, que son las únicas células en el cuerpo que producen insulina, son destruidas por el sistema inmunológico resultando en la falta total de la hormona.

Fuente: El Confidencial 

Pin It