Exceso de sal y azúcar afecta el corazón y los riñones

Pin It

El consumo excesivo de sal y azúcar deriva en serias complicaciones que dañan el corazón, los riñones y la microcirculación, además de estar ligado a padecimientos crónico degenerativos, de acuerdo con especialistas del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS).

La ingesta saludable de sal es, aproximadamente, de cinco gramos al día; mientras que la porción ideal de azúcar varía de acuerdo con la condición y estado de salud de cada persona, según el director de la Unidad de Medicina Familiar (UMF) número 40 del IMSS en Reynosa, Francisco Emmanuel Díaz Cisneros.

Para el especialista, el exceso de sal en la alimentación puede ocasionar retención de líquidos, lo que incide en aumento de peso. Además, obliga al hígado, los riñones y el corazón a trabajar por encima de sus niveles normales. También genera “repercusiones importantes en el sistema cardiovascular, ya que el consumo desmedido de sodio eleva la presión arterial y ocasiona enfermedades renales, hepáticas e insuficiencia cardiaca”, señaló.

Por otra parte, el consumo excesivo de azúcar puede ocasionar enfermedades degenerativas, como hipertensión y diabetes, padecimientos que se registran a edades cada vez más tempranas. “Ingerir grandes cantidades de azúcar de forma prolongada da como resultado altos niveles de glucemias, condición que al mantenerse por mucho tiempo, puede causar daños en riñón, corazón y ojos, entre otros órganos”, comentó.

De acuerdo con Díaz Cisneros, es importante que las personas acudan a módulos de atención preventiva para recibir orientación sobre las cantidades idóneas del consumo de sal y azúcar, según sus necesidades. “La intención es poder prevenir estos y otros padecimientos que se generan por la falta de orientación sobre las medidas indicadas que se deben consumir de sal y azúcar”, concluyó.

Fuente: Notimex

Pin It