Diez alimentos procesados a los que debes decir "No"

Son una opción cuando no hay tiempo de cocinar. Los alimentos procesados han acaparado las alacenas y neveras de muchas familias del país, sin embargo, dentro de ellos se esconden peligros que atentan contra la salud. Conoce los peores productos.

1. Refrescos o sodas

Puede que tengan un buen sabor, pero consumir refrescos no tiene ningún aporte benéfico. De hecho, una sola lata de refresco azucarado o edulcorado aumentaría el 22 por ciento el riesgo de desarrollar diabetes tipo 2. Además la ingesta frecuente incrementa las posibilidades de desarrollar obesidad en un futuro.

2. Nuggets de pollo

Lo único que los nuggets tienen de pollo es el nombre. De acuerdo con una investigación, solo el 40 por ciento de la composición de este alimento es carne, mientras que el resto se compone de grasa, piel tejido conectivo, venas, nervios y fragmentos de hueso. En definitiva una opción poco nutritiva.

3. Salchichas

Las salchichas contienen nitritos y nitratos, unos compuestos empleados para elevar la vida útil del producto, que además se relacionan con cáncer en animales. Médicos estiman que comer una salchicha al día elevaría hasta en un 21 por ciento el riesgo de cáncer.

4. Hamburguesas

Además de ser una comida altamente calórica (de 340 a 650 calorías en promedio) las hamburguesas son una amenaza para el organismo. Al contener grasas, aumenta considerablemente el riesgo de tener colesterol elevado. Si se consume con frecuencia también podría producir diabetes, obesidad y problemas del corazón.

5. Palomitas de microondas

Las palomitas de microondas están hechas para ver una película, y podrían ser un snack más o menos sano si no estuviera procesado. Este alimento contiene en su empaque químicos como el ácido perfluorooctanóico que se asocia con la infertilidad en los seres humanos.

6. ¿Té helado con anticongelante?

Es refrescante, pero a la vez nocivo. Investigaciones encontraron que algunas marcas de té helado incluyen en sus productos alginato de propilenglicol, un aditivo empleado como anticongelante en la industria automotriz capaz de crear problemas cardiovasculares y neurotóxicos en el organismo.

7. Jugos de frutas

¿Qué podría estar mal en un jugo de frutas procesado? La cantidad de azúcar. En promedio, los jugos contienen altas dosis de fructosa, un tipo de azúcar que se asocia con el desarrollo de grasa visceral en el vientre.

8. Cereales de colores

Además de contener azúcar en grandes cantidades, se ha encontrado que algunas variedades de cereales como Frosted Flakes y Fruity Pebbles contienen butilhidroxitolueno y butilhidroxianisol, ingredientes prohibidos en Reino Unido, Australia, Japón y parte de Europa, ya que se creen cancerígenos.

9. Bebidas energéticas

Detrás de las bebidas energéticas que prometen dar “poder” se encuentra un alto contenido de cafeína y azúcar (o edulcorantes artificiales). Un estudio encontró que estas bebidas son 11 por ciento más corrosivas para los dientes que la soda regular. Además se asocian a problemas del corazón.

10. Sopas instantáneas

Las sopas instantáneas contienen altos niveles de sodio y grasas saturadas, que se pueden traducir en enfermedades a largo plazo como síndrome metabólico, accidentes cerebrovasculares, hipertensión, enfermedades del corazón y diabetes, de acuerdo con investigaciones.

Fuente: Univision Salud