Controla el consumo de refrescos

Pin It

Las personas que consumen más de cinco vasos por semana de bebidas azucaradas y bebidas endulzadas sin azúcar (light) presentan, respectivamente, 43 por ciento y 74 por ciento más riesgo de desarrollar síndrome metabólico que aquellos que toman menos de un vaso a la semana.

Al menos esa es la conclusión a la que llegó un equipo de nutricionistas e investigadoras de diversos institutos y universidades españolas, según la agencia Sinc.

El síndrome metabólico se define como un conjunto de factores de riesgo: obesidad abdominal, hipertensión arterial, niveles bajos de colesterol HDL en sangre y niveles elevados de triglicéridos y de glucosa.

En el caso de las bebidas azucaradas, más de cinco vasos a la semana incrementan 9 por ciento el riesgo de padecer hipertensión y presentar niveles bajos de colesterol HDL (colesterol bueno). En cuanto a las bebidas light o diet y los zumos de fruta naturales, su consumo también se asocia a un mayor riesgo de tener obesidad abdominal.

En comparación con aquellas personas que raramente toman zumos de fruta envasados y bebidas light, las que sí lo hacen, en una cantidad de al menos cinco vasos por semana, tienen más riesgo de tener los triglicéridos en sangre elevados.

El estudio analizó datos de 1,868 participantes de entre 55 y 80 años sin síndrome metabólico al inicio del estudio, pero que presentaban un alto riesgo cardiovascular.

Fuente: Agencia SINC 

Pin It