La conmovedora historia de Apolo, actual perro de alerta médica.

“Apolo, agradecido de ser salvado y ahora ayuda a salvar la vida de una niña con diabetes”

Apolo es un mestizo de labrador y podenco nacido en una camada no deseada. Estaba abandonado junto a sus hermanos y hermanas en un campo. Pasando frío y calamidades y comiendo de lo poco que encontraba. Un perro negro, mestizo, hubiera tenido muy difícil la adopción. Porque curiosamente, si eres un perro negro y mestizo, las posibilidades de ser adoptado se reducen casi a cero.

Sin embargo, llegó a nosotros la noticia, y fuimos sin dudarlo a acogerlo y comenzó su bonita historia. Apolo ya tenía una familia asegurada que lo esperaba con la mayor de las ilusiones. Afortunadamente, todos sus hermanos han tenido la misma suerte y hoy por hoy disfrutan del calor de un hogar.

Comenzamos su rehabilitación y educación en nuestro centro canino. Apolo comenzó con adiestramiento en obediencia, normas de convivencia, vínculo y sobretodo detección que iba a ser su tarea, salvar la vida de la niña de su nueva familia.

Tras meses de entrenamiento en el centro ISARA, Apolo adquirió los conocimientos que le harían salvar la vida de Natalia.

La pequeña, tiene diagnosticado diabetes tipo 1, malformación de Chiari tipo 1, hipotonía muscular y descoordinación visomotora. Por lo que tiene riesgo a entrar en coma mientras duerme, la labor de Apolo es simple, alertar a sus padres o a ella con antelación cuando va a sufrir una bajada de glucosa en sangre.

Tras meses y meses con nosotros y trabajando con la familia, Apolo es un perro equilibrado y con un objetivo en su vida. Natalia no ha vuelto a desmayarse desde que Apolo forma parte de su vida. Apolo se ha convertido en un ángel de cuatro patas.

Los padres de Natalia han empezado a vivir con  tranquilidad, confían en Apolo. Ahora Natalia, puede quedarse sola en casa estudiando o descansando, ya que su ángel de la guarda la acompaña y detecta siempre sus bajadas.

Para nosotros es un orgullo y es totalmente placentero ayudar a familias con este tipo de problemas y sobretodo todo salvar una vida, y en este caso dos, la del perro y la de la pequeña. No podemos estar más contentos con este caso. Y más feliz de la buena adopción y su súper familia.

Fuente: adiestramientocaninosevilla.com