Find the last offers by SkyBet at www.bettingy.com BettingY.com Bonuses

Dieta para la semana previa a la prueba de la curva de glucosa en el embarazo

Una de las complicaciones más frecuentes en el embarazo, sobre todo cuando se padece obesidad es la diabetes gestacional, una enfermedad que sin tratar puede representar muchos riesgos para la embarazada y el bebé en desarrollo. Por eso, se realiza una prueba denominada curva de glucosa en el embarazo y para ello, se requiere una dieta previa de la cual hoy te contamos sus detalles.

Test de tolerancia oral a la glucosa o curva de glucosa larga

Para evitar que la diabetes pase desapercibida durante el embarazo, se realiza de manera inicial entre la semana 24 y 28 de gestación, el test O' Sullivan que es una versión reducida de la curva de glucosa larga o test de tolerancia oral a la glucosa (TTOG).

Si en este test inicial que sólo sirve para descartar diabetes gestacional se obtiene un valor de glucemia superior a los 140 mg/dl, se debe realizar indiscutiblemente el TTOG o curva de glucosa larga.

En qué consiste el TTOG

Para la prueba de curva de glucosa larga se requiere un poco más de preparación y dieta con adecuada proporción de hidratos previo a su realización por al menos tres días.

El test consiste en evaluar la glucosa en sangre (mediante una extracción) tras un ayuno de mínimo 10 horas, se registra el valor y se administra vía oral un vaso de 200 cc con 100 gramos de glucosa a los 60 minutos se realiza una nueva extracción de sangre para conocer la glucemia y a los 120 minutos y 180 minutos se vuelven a realizar extracciones de sangre para registrar la glucosa en sangre y así, trazar una curva con los valores de la misma.

Desde que se ingiere la glucosa concentrada y durante las tres horas que dura el test completo la embarazada debe estar en reposo, pues sólo de esa forma se sabrá si la insulina realiza bien su trabajo (sin ayuda de ejercicio por ejemplo) y se descarta o no diabetes gestacional.

Durante el proceso la mujer puede sentirse cansada, somnolienta, con náuseas y mareos sobre todo a causa de la gran cantidad de glucosa que se ingirió que ocasiona un pico de glucosa y como consecuencia (debería producir) un pico de insulina en el organismo.

Los resultados del TTOG

Una vez realizadas las cuatro extracciones de sangre y al cabo de unos días sabremos los resultados, cuyos valores límites son:

  • En ayunas como máximo 105 mg/dl de glucosa en sangre.
  • A los 60' como máximo 190 mg/dl de glucosa en sangre.
  • A los 120' como máximo 165 mg/dl de glucosa en sangre.
  • A los 180' como máximo 145 mg/dl de glucosa en sangre .

Se descarta diabetes gestacional y se considera que el metabolismo de los hidratos de carbono es normal si todos los valores de glucemia se encuentran por debajo de los límites máximos establecidos.

Si sólo uno de los valores de glucemia de los cuatro que componen el TTOG aparece afectado se repite la prueba de curva de glucosa larga a las tres semanas, mientras que si dos o más valores dan alterados se considera que la mujer padece diabetes gestacional.

La dieta previa a la prueba de la curva de glucosa

Como mencionamos antes, el TTOG requiere de una dieta especial al menos tres días previos al examen propiamente dicho. Se trata de una dieta con 50% de las calorías provistas por hidratos de carbono, algo que debería ser habitual por lo que muchas veces no se menciona nada acerca de una alimentación particular previo al examen.

Se aconseja aproximadamente una dieta de 2000 Kcal con entre 250 y 300 gramos de hidratos de carbono al día, pues la finalidad es que no se lleve una dieta especial o reducida en hidratos que pueda dar origen a falsos positivos al momento de realizar el test. Nunca se debería llevar una dieta pobre en hidratos previo a la curva de glucosa.

Un ejemplo de dieta que se recomienda para realizar tres días previo al TTOG es:

  • Desayuno: un vaso de leche desnatada con un bocadillo pequeño de queso o jamón (50 gramos de pan y 25 g de jamón o queso).
  • Media mañana: una pieza de fruta (200 g de naranja, 200 g de pera o 160 g de manzana).
  • Comida: un plato de ensalada acompañado de un plato de judías con patata (200 g de judías o espinacas o zanahoria con 130 g de patata hervida o bien 130 g de arroz), un par de rebanadas de pan (30-50 g de pan), un par de filetes medianos de pollo sin piel, pescado o ternera (150 g de pollo, 150 g de pescado o 150 g de ternera) y una fruta (200 g de naranja, 200 g de pera o 160 g de manzana).
  • Merienda: un vaso de leche o dos yogures desnatados y otra fruta (200 g de naranja, 200 g de pera o 160 g de manzana)
  • Cena: igual que la comida.
  • Antes de dormir: un vaso de leche con dos galletas o dos rebanadas (30-50 g) de pan.

Con esta dieta tres días previos al examen y después un ayuno de mínimo 10 horas, llegaremos al TTOG con un organismo con proporción adecuada de hidratos y las posibilidades de que obtengamos resultados erróneos en el mismo se minimizarán.

Lo importante para la dieta previa a la prueba de tolerancia a la glucosa es no realizar restricciones ni adquirir una alimentación reducida en hidratos.

Fuente: Vitónica

Publicado en Tratamiento y cuidados

Imprimir Correo electrónico

0
0
0
s2sdefault