Find the last offers by SkyBet at www.bettingy.com BettingY.com Bonuses

¿Por qué se reseca la boca cuando tienes diabetes?

La diabetes es un desorden metabólico caracterizado por la elevación de los niveles de glucosa (azúcar) en la sangre de forma crónica -hiperglucemia crónica– debida a un defecto en la secreción y/o en la acción de la insulina que provoca que no se metabolicen adecuadamente los carbohidratos, las grasas y las proteínas.

La insulina es una hormona segregada por el páncreas y que ayuda a que la glucosa penetre en las células para que estas obtengan energía. Si el cuerpo no produce insulina de forma natural (diabetes tipo 1) o no produce la suficiente o no la usa de forma adecuada (diabetes tipo 2), la glucosa permanece en la sangre.

Con el tiempo la acumulación de glucosa en la sangre puede causar daños renales, neurológicos, cardiacos, problemas de visión (e incluso ceguera) y vasculares, entre otros. La boca no se libra de complicaciones derivadas de la diabetes y con frecuencia los pacientes sufren gingivitis, periodontitis, la pérdida de piezas dentales, lesiones en la boca y xerostomía o boca seca.

La diabetes no siempre produce síntomas evidentes y de hecho hay personas que no saben que la padecen. Algunos de los síntomas de la diabetes son atribuibles a otras enfermedades y pasan desapercibidos si no se toman en conjunto. Algunos son la pérdida de peso comiendo lo mismo, agotamiento, visión borrosa, sed excesiva (polidipsia), poliuria (orinar muchas veces), deshidratación general y sensación de boca seca.

Tal como decíamos al inicio, la sensación de boca seca y la falta de saliva son dos de los síntomas que más frecuentemente presentan las personas con diabetes y de hecho son señales de alerta de un posible diagnóstico de diabetes.

¿Por qué la diabetes causa boca seca?
La diabetes es una enfermedad sistémica, es decir, que afecta a todo el organismo. La sequedad bucal depende del tipo de diabetes y puede tener múltiples causas. En el caso de la diabetes de tipo 1 suele producirse por los niveles elevados de glucosa en la sangre que causan deshidratación y por neuropatías (daño a los nervios). En el caso de la diabetes de tipo 2, la xerostomía está más frecuentemente causada por medicamentos y por el mal funcionamiento de los nervios autónomos.

Deshidratación
La diabetes causa una deshidratación general relacionada directamente con los niveles elevados de glucosa en la sangre. Los riñones, uno de los órganos más afectados por esta enfermedad, responden al exceso de glucosa en la sangre eliminándola a través de la orina y provocando la necesidad de orinar con mucha frecuencia (poliuria). En consecuencia, se presenta deshidratación, aumenta la sensación de sequedad bucal y aparece una sed excesiva y ansiosa. Las variaciones de glucosa en la sangre afectan de forma inmediata a la secreción de saliva y un nivel muy bajo de saliva puede indicar que la enfermedad está avanzando.

Neuropatías (daño a los nervios)
Otro de los factores que puede causar disminución del flujo salival es la afectación de los nervios. La neuropatía diabética es una complicación de la diabetes que afecta a los nervios, más frecuentemente a los nervios periféricos en cuyo caso recibe el nombre de neuropatía periférica.

El sistema nervioso periférico controla los músculos, la piel, los órganos internos y las glándulas y se divide a su vez en sistema nervioso somático y sistema nervioso autónomo, que es el que regula de forma inconsciente funciones vitales como la respiración, el parpadeo involuntario, la digestión, la sudoración o la salivación. El deterioro de este sistema causado por la diabetes (neuropatía periférica autónoma) puede provocar el mal funcionamiento de las glándulas salivales y la disminución del flujo salival.

Medicamentos
Algunos de los medicamentos para controlar la diabetes o la presión arterial y los potenciales problemas de corazón derivados de la diabetes tienen como efecto secundario la sequedad bucal.

¿Cómo prevenir la xerostomía o boca seca si tienes diabetes?
Controla la diabetes
Es importante un buen control de la de la enfermedad. Estudios sobre la relación de la diabetes y la xerostomía sostienen que las personas que no tienen controlada la glucosa, tienen niveles de saliva menores que personas que sí tienen un buen control de la enfermedad.

Mantén una buena higiene bucal
Cuando se tiene diabetes es muy importante cuidar la salud bucal porque se pueden producir infecciones en la boca, como gingivitis o periodontitis que pueden acabar con la destrucción de las encías y en pacientes con diabetes pueden causar complicaciones.

Además, la falta de saliva produce la irritación de las mucosas y puede causar la aparición de fisuras linguales y úlceras bucales dolorosas. También son frecuentes las caries en la raíz de los dientes y las infecciones por hongos como la candidiasis.

Fuente: Infoxerostomia

Publicado en Viviendo con diabetes

0
0
0
s2sdefault