Find the last offers by SkyBet at www.bettingy.com BettingY.com Bonuses

La diabetes es una amenaza para los latinos

Como muchas otras enfermedades peligrosas, la diabetes no discrimina. Pero en Estados Unidos, la diabetes tipo 2 afecta al 12.8 por ciento de los latinos, 1.7 veces más que a los anglosajones. Entre los latinos, la tasa de mortalidad a causa de la diabetes es 51 por ciento más alta. Los expertos coinciden en que la prevalencia de sobrepeso y obesidad los predispone a desarrollar la diabetes.

Se predice que, de continuar el crecimiento de la diabetes, para el 2050 en Estados Unidos afectará a uno de cada tres adultos.  Cada año, la diabetes mata a más personas adultas que el Sida y el cáncer de seno juntos.

Se podría decir que la diabetes es una enfermedad silenciosa, porque en la mayoría de los casos se detecta cuando ya está demasiado avanzada. Se calcula que la diabetes afecta a 29.1 millones de personas, aunque 8.1 millones de ellas desconocen que tienen esta enfermedad.

La prevalencia de diabetes aumenta con la edad. Entre los latinos, afecta a más del 50 por ciento de las mujeres al llegar los 70 años de edad, y al 44.3 por ciento de los hombres de entre 70 y 74 años.

La diabetes no tiene cura. Pero la prevención puede retrasar y aun evitar en gran medida sus devastadores efectos.

Hágase un examen médico, especialmente si hay un historial de diabetes en su familia. Aproveche los servicios que los departamentos de salud, clínicas y otras agencias públicas ofrecen en su comunidad para prevenir esta enfermedad.

Hágase el propósito de incluir ciertos cambios en su estilo de vida, como dejar de fumar y evitar, o por lo menos reducir, el consumo de bebidas alcohólicas y también las comidas rápidas, usualmente sobrecargadas de grasas y azúcar.

Adopte un régimen de alimentación sano y el ejercicio para controlar el sobrepeso. Le ayudarán a reducir el riesgo de sufrir a causa de la diabetes.

Esta información tiene el único fin de educar e informar. No tome acción alguna o deje de tomarla basado en esta información. Es importante que consulte con su médico.

Fuente: Asistel

 

Publicado en Noticias e Investigación

0
0
0
s2sdefault