Find the last offers by SkyBet at www.bettingy.com BettingY.com Bonuses
Vive con diabetes

Adelgazar con diabetes reduce el riesgo cardíaco, aun cuando se recupere el sobrepeso

Adelgazar muchos kilos, aun cuando se recuperen, ayuda a las personas con sobrepeso y diabetes tipo 2 a mejorar el control de la glucosa y el colesterol, además de reducir la presión alta en el largo plazo.

En un estudio a cuatro años, aun los participantes que recuperaron el peso inicial luego de adelgazar muchos kilos tenían mejores valores de glucosa en sangre que los que no habían adelgazado o que habían perdido apenas algunos kilos.

"Como muchos adelgazan y recuperan algo de peso (o todo), hay que saber si ese patrón mejora o empeora los resultados versus no adelgazar", dijo la coautora Rena Wing, profesora de psiquiatría y conducta humana de la Escuela de Medicina Warren Alpert de Brown University.

Wing, que también dirige el Centro de Control del Peso e Investigación de la Diabetes del Hospital Miriam en Providence (Rhode Island), comentó: "Nuestros datos no demuestran que adelgazar y recuperar el peso tenga efectos negativos en (la enfermedad cardiovascular)".

Los autores utilizaron información de más de 1.400 adultos con sobrepeso u obesidad y diabetes tipo 2 en un estudio aleatorizado a 10 años sobre la dieta intensiva y el ejercicio versus ningún cambio del estilo de vida.

Los participantes tenían que adelgazar por lo menos el 7 por ciento de su peso basal y hacer 175 minutos de ejercicio moderado a intenso por semana. El equipo se concentró en los cuatro primeros años del período total de estudio.

Los autores organizaron a los participantes en seis categorías de acuerdo con los resultados: sin adelgazar, adelgazamiento moderado (3-8 por ciento del peso), adelgazamiento significativo (8-20 por ciento del peso), adelgazamiento moderado con recuperación del peso basal al cuarto año, adelgazamiento significativo con recuperación al cuarto año, y adelgazamiento con recuperación parcial del peso basal, que fue el patrón más común en la cohorte.

Eso mejoró el control de la glucosa, la presión sistólica, el colesterol y los triglicéridos más que con el adelgazamiento moderado en el primer y cuarto año, según publica el equipo en Diabetes Care.

El control de la glucosa tendió a mejorar en el primer año y luego empeoró nuevamente. Al cuarto año, sólo se mantenía mejor en aquellos que habían adelgazado significativamente y sin importar si los participantes recuperaban el peso basal.

"Adelgazar reduce el tejido adiposo y mejora la sensibilidad a la insulina", explicó Wing. "Esos cambios alivian la inflamación y disminuyen los factores de riesgo (de la enfermedad cardiovascular). Es mejor adelgazar y no volver a engordar, pero el temor a que eso suceda no debería impedir que la población con diabetes intente adelgazar", agregó.

FUENTE: Diabetes Care

 

Publicado en Noticias e Investigación

0
0
0
s2sdefault